Situación precaria en Chaco: no cuentan con barbijos ni antiparras suficientes

Sandra Sibilla Médica especialista en medicina familiar (MP 4123), miembro de la comisión directiva de APTACH de Chaco,  relató la preocupante situación de los profesionales de la salud que no cuentan con los equipos mínimos ni el recurso humano necesario para tratar y contener la pandemia de coronavirus.


Sandra Sibilla Médica especialista en medicina familiar (MP 4123)  integrante de una asociación  gremial de los profesionales de la salud pública de la provincia del Chaco, en comunicación con LT7 Corriente, aseguró que desde hace 8 años vienen con una pérdida gradual de la calidad de la atención en la salud publica:

"Fuimos perdiendo de manera paulatinamente la salud pública hasta llegar a un momento donde nos encontramos en una crisis sanitaria", indicó.

"Otra vez Capitanich nos pidió 90 días para solucionar los temas básicos de la salud pública que ya estaban en crisis y hoy nos encuentra desprotegidos a los trabajadores de salud pública y a la población por consecuencia en el área de la salud con esta pandemia del COVID 19", señaló.

"Económicamente, hizo una restructuración salarial en ese momento, donde a muchos de la salud pública, nos hizo una tabla paralela para pagar ciertas bonificaciones. De ahí partió toda esta restructuración que hizo de los profesionales", resaltó. 

Entre las pérdidas que fueron sufriendo, Sibilla señala la más fundamental: recursos humanos técnicos calificados: "La situación del numero es bastante engorrosa. En el 2009, Capitanich eliminó el Manual de Función Emisión en la Provincia con respecto a todos los empelados de la salud pública, se pierde la determinación por profesión", explicó.

"En el caso de médicos,  habría 1100 de planta y profesionales precarizados, muy mal pagos", agregó.

La médica indicó que necesitan por lo menos el doble de los profesionales con los que cuentan para "lo básico y para tener un medico en la poblaciones determinada. Tenemos localidades del interior que se encuentran sin profesionales, que solos tienen auxiliares de emergencia y agentes sanitarios que están aguantado la situación".

"Nos sentimos mal. Con miedo no por nosotros, porque sabemos la profesión que elegimos, pero si por nuestra familia y la gente que esta detrás nuestro. El recurso humano en el Chaco, la gran mayoría es precarizado, con ingresos por debajo de la línea de la pobreza", remarcó.

Actualmente no cuentan con el equipo mínimo indispensable para los casos de COVID 19, como barbijos o antiparras. Solamente por donación de una paciente pudieron conseguir algunos de estos insumos para poder cuidarse.

Aunque el Hospital Perrando tiene los elementos para hacer los hisopados que luego son enviados al Malbrán, Sibilla aseguró que "esto es exponencial, no tenemos la infraestructura y equipamiento para casos más graves. No está armado para recibir pacientes que necesiten terapia intensiva".

NOTICIAS MÁS LEÍDAS

Alberto Fernández: "Los chicos seguirán sin ir al colegio"

El viernes comienza el pago del Ingreso Familiar de Emergencia

Los artículos firmados con créditos de otros sitios no expresan necesariamente la opinión de este sitio web, lo cual hace que este medio no se responsabilice por notas difundidas por otros portales. Aural FM 88.3 MHz - www.auralenvivo.com autoriza la reproducción de sus notas sólo si se cita la fuente.